Cómo rehacer los bancos y vivir felices para siempre…

Posted on abril 8, 2013

1



Hace poco más que una semana invité a los seguidores de este blog a responder a un breve test online acerca de lo que hacen de verdad los bancos. Hasta ahora, los resultados son bastante alentadores: de los 60 lectores que han participado, la gran mayoría ha contestado a las preguntas correctamente. Así que saco dos conclusiones:

1. Casi nadie lee mi blog, pero por lo menos los que lo hacen son muy inteligentes.

2. Algunos españoles entienden mejor la actual crisis financiera que los que ganan grandes salarios en el Banco Central Europeo o el Ministerio de Economía.

Mario-Draghi-Luis-de-GuindosPor supuesto, no se puede descartar la posibilidad de que Mario Draghi o Luis de Guindos hicieran la prueba durante su hora del almuerzo, pero parece poco probable. De hecho, la mayoría de nuestros líderes políticos y bancarios persisten en la creencia de que los bancos desempeñan un papel neutral y benigno como meros intermediarios en la economía. No es así. Como intenté mostrar en mi post anterior, bancos como Santander, BBVA, Barclays o HSBC no se limitan a ajustar la oferta a la demanda mediante la transferencia de dinero de los ahorradores a los prestatarios. En realidad, estos bancos crean dinero de la nada cada vez que conceden préstamos. Además, este crédito está racionado y asignado por los bancos según sus propios intereses a corto plazo, que no necesariamente contribuye al crecimiento económico real.

Entonces, ¿qué debemos hacer al respecto? Como prometí, a continuación ofrezco algunas soluciones positivas y posibles.

Poner fin al dinero creado por los bancos

Si no se puede confiar en que los bancos comerciales presten responsablemente, tal vez se debe suprimir su privilegio de generar crédito a partir de la nada. En agosto pasado, un documento elaborado por dos economistas del FMI resucitó una vieja idea: que se obliguen los bancos a mantener el 100% del dinero depositado en  ellos en reserva. Efectivamente, este coeficiente de caja del 100% pondría fin a la capacidad de los bancos de crear dinero y limitaría su papel a simples intermediarios que conectan a los ahorradores con los prestatarios. Los que todavía quisieran  especular aún podrían hacerlo, pero sólo con su propio dinero, no con los depósitos del la gente .

Mervyn KingLos partidarios, incluyendo el ex gobernador del Banco de Inglaterra, sostienen que de este modo los gobiernos y los bancos centrales recuperarían el control sobre la oferta monetaria y ya no serían necesarios los rescates con dinero público. Por supuesto, la idea aterroriza a los bancos, que perderían un privilegio que no tiene ningún otro negocio: la capacidad de vender un producto (prestamos con interés) que no les ha costado nada fabricar, y con la garantía de que si se equivocan, de todas formas los contribuyentes pagarán la cuenta. Desafortunadamente, los bancos han presionado con fuerza, y hasta ahora con éxito, para bloquear tal reforma. Sin embargo, si los bancos insisten en mantener sus privilegios, creo que por lo menos deberían aceptar limitaciones sobre cómo los utilizan.

Los controles directos de crédito

Como mostré en mi anterior post, los controles indirectos sobre los préstamos – como las tasas de interés del banco central, los ratios de reserva o  los requisitos de adecuación de capital – no han logrado detener los préstamos bancarios irresponsables e improductivos. Por lo tanto, tal vez el banco central debería imponer límites específicos sobre cuánto dinero prestan los bancos y con qué fines. banco-mundialDichos controles directos de crédito existían en Europa y en los Estados Unidos y todavía existen en China y muchos otros países del sudeste de Asia; precisamente la parte del mundo que ha escapado en gran medida a la crisis financiera actual. De hecho, un informe del Banco Mundial de 1993 reconoció que los controles directos del crédito jugaban un papel esencial en el “milagro económico de Asia oriental”.

El verano pasado, el economista de la banca internacional Richard Werner entregó propuestas específicas al Banco Central Europeo richard-werner_sbacerca de cómo se podrían implementar controles similares en la zona euro. Como incentivo para que los bancos acepten estos controles, Werner sugirió que el BCE comprara todos los préstamos incobrables de los bancos de la Eurozona a su valor nominal. Esto tendría el beneficio adicional de revertir el uso absurdo de dinero de los contribuyentes para rescatar a los bancos, que sólo ha conducido a la crisis de la deuda soberana, austeridad y recesión.

 Hasta ahora, parece que Mario Draghi y los gobiernos europeos consideran estas propuestas como una intromisión innecesaria. Sin embargo, si creen que los bancos pueden aprender de sus propios errores están haciendo caso omiso de la historia. la-proxima-guerra-se-aproxima-un-crash-en-la-economia-mundialSegún cifras del Fondo Monetario Internacional se han producido no menos de 147 crisis bancarias desde 1970. Ahora, el Banco Central Europeo ha inyectado miles de millones de euros en el sistema bancario sin llegar a ningún aumento de los préstamos. Mientras tanto, el valor de las transacciones financieras fuera del control de los reguladores europeos ha crecido hasta 17 billones de euros, casi dos veces el tamaño de la economía real de la eurozona. Conclusión: Si los gobiernos y el BCE no reúnen el coraje necesario para reformar el sistema bancario en profundidad, es probable que la próxima crisis sea aún más devastadora que la actual.

Anuncios
Posted in: Economía, Política