Charles Dickens: entre Cervantes y Baroja

Posted on febrero 8, 2012

0



Con motivo de la celebración del bicentenario del escritor inglés Charles Dickens, en mi post anterior intenté resaltar la influencia de la literatura española en su obra. Pero si los primeros libros de Dickens reflejaban algo de la picaresca española y de Cervantes en concreto,  también creo que las obras de Dickens dejaron su huella en los novelistas españoles que le siguieron.

Haz clic sobre el imagen para ver la entrevista con Ramiro Pinilla

De Pinilla a Baroja

En el proceso de investigar la conexión entre Dickens y la literatura española me encontré con un testimonio conmovedor del escritor vasco Ramiro Pinilla, grabado el año pasado. Al destacar la sencillez con que Dickens contaba una historia, su humor y sus personajes excéntricos, Pinilla explica que David Copperfield fue el libro que le conquistó para la lectura y representó el arranque de su deseo de escribir. Reconozco que la influencia de Dickens en la mayoría de autores españoles de hoy en día es bastante dispersa. Pero en sus parientes literarios, no tanto.

Consciencia social

Me parece que otro vasco, el gran novelista realista Pio Baroja tiene muchos elementos “dickensianos” en sus obras.  Por ejemplo, en su novela La Busca, Manuel, un muchacho de pueblo, va pasando por diversos ambientes y oficios en Madrid hasta terminar en los suburbios de la ciudad, entre mendigos, golfos y vagos, al borde de la delincuencia. Al leerla, me pareció una historia menos sentimentalista que algunas de Dickens pero que muestra  la misma preocupación por la sociedad marginada.

Personajes secundarios

Además, la obra de Baroja incluye una multitud de personajes secundarios; pícaros, prostitutas, criminales o proletarios. Y esto también recuerda a Dickens que, según su biógrafo más reciente Peter Ackroyd,  llegó a crear hasta 2.000 personajes en sus 14 novelas.

Viaje a Londres

Según la académica Isobel Heald, a Pío Baroja también le fascinaron las descripciones de Londres de Dickens. Unas descripciones que son en gran parte reproducidas en su novela, La Ciudad de la niebla. Heald señala que Baroja era un gran admirador de Dickens y visitó Londres en 1907, con una intención clara:

Me encantaba pensar en recorrer los rincones que había descrito este maestro de la novela inglesa.

Silvestre Paradox y Pickwick

A pesar de la localización de La Ciudad de la niebla, hay otros críticos que mantienen que Silvestre Paradox es la obra de Baroja que más recuerda a Dickens. Por ejemplo, el crítico Ricardo Senabre detecta  una fuerte conexión con Los papeles póstumos del Club Pickwick del autor inglés:

No sólo los rasgos satíricos y los personajes excéntricos recuerdan a Dickens, sino también el propio plan del relato: unas cuantas personas más o menos estrafalarias se reúnen y forman un club o asociación para perseguir algo, por lo general evanescente y disparatado, vagando de un lado a otro, como en Pickwick.

Recomiendo con entusiasmo el artículo de Senabre, Dickens y los escritores españoles, porque también señala la conexión con Dickens que tenía el novelista y dramaturgo Benito Pérez Galdós,  a quien, por desgracia, no he leído.

En fin, es solo una muestra pequeña de influencias pero si alguien conoce otros autores españoles que reflejan algo del estilo dickensiano, le agradeciera cualquier sugerencia.

Anuncios
Posted in: Historia, Literatura